“ El Señor de los Anillos: La Comunidad del Anillo ”

(Lord of the Rings: The Fellowship of the Ring)


Ficha técnica.

Dirección: Peter Jackson.
Guión: Frances Walsh, Philippa Boyens y Peter Jackson, basado en el libro de J.R.R. Tolkien.
Producción: Peter Jackson, Barrie M. Osborne y Tim Sanders.
Música: Enya y Howard Shore.
Dirección artística: Dan Hennah.
Vestuario: Ngila Dickson.
Decorados: Tanea Chapman y Victoria McKenzie.
Fotografía: Andrew Lesnie.

Reparto: Elijah Wood (Frodo), Ian Mckellen (Gandalf), Liv Tyler (Arwen), Viggo Mortensen (Aragorn), Sean Astin (Sam), Cate Blanchett (Galadriel), John Rhys-Davies (Gimli), Billy Boyd (Pippin), Dominic Monaghan (Merry), Orlando Bloom (Legolas), Hugo Weaving (Elrond), Sean Bean (Boromir), Ian Holm (Bilbo), Andy Serkis (Sméagol)...

Duración: 165 min.
Países: Nueva Zelanda, U.S.A.
Año: 2.001.

Sinopsis.

       El mago Gandalf llega a Hobbiton donde el aventurero Bilbo Bolsón va a celebrar su 111 cumpleaños. Durante la celebración, Bilbo desaparece ante los ojos de todos, lo que hace levantar las sospechas de Gandalf, que se dirige a casa de Bilbo, donde descubre que el Anillo Único que forjara en la antigüedad el malvado Saurón está en poder de su amigo. El mago consigue que, a su pesar, el hobbit le entregue el anillo y se lo dé a su sobrino Frodo que se encargará de custodiarlo hasta que Gandalf averigüe qué hacer con él. Gandalf se dirije entonces a ver al mago Saruman, Jefe del Concilio de los Sabios, y puede comprobar como éste también ha sucumbido al poder del anillo. A partir de ese momento, la destrucción de la joya será el objetivo prioritario de Frodo, para lo que contará con la ayuda de Gandalf y de una comunidad formada por varios representantes de las razas de la Tierra Media.

Comentarios.

       Tolkien: la trilogía del siglo XXI.

       La grandeza de la obra de Tolkien radicaba en que aunaba en sus libros muchos elementos del género fantástico (magos, héroes, batallas épicas, mitología, etc...) y grandes emociones que conseguían mantener la atención del lector página tras página. La grandeza de esta película radica en que Jackson ha sabido dotarla de ese espíritu aventurero que poseían los relatos de Tolkien, consiguiendo una perfecta comunión entre los momentos álgidos y los tenues del film, sin caer en el aburrimiento, cosa que por lo visto es muy difícil de conseguir hoy en día en el género del que estamos hablando.

       Otra de las esencias básicas de esos relatos es la importancia que tenían la amistad y el compañerismo, y la clara diferencia existente entre el bien y el mal. El film consigue captar esa esencia y trasladarla al espectador, adquiriendo así un aire didáctico nada despreciable (y sin caer en cursilerias) que lo engrandece aún más si cabe.

       Uno de los aspectos más brillantes de este film es la recreación del mundo hobbit, donde podemos ver con gran claridad las diferencias existentes entre los seres de esta raza y el resto de las especies. Uno de los momentos más logrados es cuando Gandalf se encuentra en la casa de Bilbo, donde parece un gigante gracias a los diferentes ángulos de la cámara y a la decoración hecha a base de cosas de pequeño tamaño, un truco muy antiguo pero tremendamente eficaz como se demuestra aquí. También los efectos visuales exteriores están muy logrados, como es el caso de las dos enormes estatuas que bordean el río hacia el final del film. Los efectos especiales son correctos, un tanto cargantes en alguna fase, pero en general no rompen la armonía existente en toda la cinta.

       En cuanto al reparto, no se puede decir gran cosa. Todos están a la altura que una producción de estas características requiere, y tan solo destacaría muy por encima del resto el increible trabajo realizado por Ian McKellen, en el que demuestra una vez más que es un actor con unas tablas impresionantes para adaptarse a cualquier papel. Sólo me queda comentar que para Elijah Wood posiblemente este sea el personaje que marque inevitablemente su carrera, y si no el tiempo lo dirá.

       Jackson se ha jugado a todo o nada el llevar a la gran pantalla con éxito una de las trilogías más esperadas de la historia del cine (la expectación creada es equivalente a la que Star Wars creó en su día). Ha puesto toda la carne en el asador al filmar las tres películas de golpe y siguiendo prácticamente al pie de la letra el relato de Tolkien. Obviamente debido a la extensión del film, algunos hechos no aparecen en la película y se ha permitido también alguna licencia al efectuar algún cambio sobre el original, pero básicamente es fiel al libro. De momento podemos decir que la primera mano la ha ganado. Si consigue ganar también las otras dos, habrá conseguido figurar con mayúsculas en ese gran casino llamado Hollywood. Su bravura se lo merece.

       Indiscutiblemente estamos ante un film que por lo que significa ya es un acontecimiento, y seguramente marcará el devenir del género de aventuras en un futuro próximo. Una película que no puedes perderte bajo ningún concepto.


Glasso
(www.geocities.com/canalcine)
Lloret de Mar, 13 de Marzo del 2.002

(C) - LLFB - 2.002